7 rutas en la Sierra de Grazalema

Joyas outdoor en las montañas del Sur.
Texto y fotos: David Munilla -
7 rutas en la Sierra de Grazalema
7 rutas en la Sierra de Grazalema

Las montañas del Sur

A menos de 100 kilómetros de las playas de Cádiz, el macizo de Grazalema se alza como una muralla en el paisaje escondiendo el parque natural decano de Andalucía, unas impresionantes montañas y una extraordinaria isla climática de renombre que provoca uno de los paisajes más verdes de este rincón de la geografía andaluza.

Grazalema sabe a montaña, las diecisiete sierras que componen el macizo a caballo entre Málaga y Cádiz dan fe de ello. Un enorme conjunto kárstico con cumbres que llegan a los 1.600 metros y que son suficientes para atraer la práctica totalidad de las tormentas que se cuelan desde el Atlántico, y que riegan gargantas, arroyos y los peculiares bosques que conforman el Parque Natural de Grazalema, uno de los primeros de toda Andalucía, declarado además Reserva de la Biosfera en 1977.

La joya del parque es su bosque de pinsapos. Una especie de abetos (Abies pinsapo boiss) poco conocida con sólo algunos ejemplares en la cercana sierra de Ronda y subespecies en Rusia y en el norte marroquí. El Pinsapar grazalemeño es prácticamente único en el mundo y está protegido gracias a la umbría que prodiga la crestería del Pinar, bajo los contrafuertes de tres de los picos más altos de Grazalema, entre los que destaca El Torreón, la máxima cota de la sierra, un baluarte rocoso de 1.659 metros que servía a los marinos para arrumbar sus embarcaciones hacia la costa, y un perfecto balcón de altura para dominar todo el horizonte montañoso que se extiende debajo de nosotros. Subir al Pinsapar y al Torreón no deben faltar en nuestro libro de visitas a estas montañas.

Más de 30 itinerarios completan la oferta. Desde senderos sencillos por riberas sin apenas desniveles hasta bonitas ascensiones a los picos más señeros del macizo, pasando por travesías que enlazan varios recorridos y que se convierten en destacados recorridos montañeros. En algunos, un mapa se hace necesario para descubrirlos. Es por ello que la sierra de Grazalema a pesar de no destacar por sus afiladas y altas montañas, sí lo hace por su carácter aislado y su marcado acentomontañero. La tranquilidad que ofrece el entorno y la variedad de paisajes son otros de los puntos fuertes del macizo. San Cristóbal, Simancón, Navazo Alto, Caillo, Cerro del Pilar y el Reloj son algunas de las cumbres destacadas por la que se mueven rutas variadas y donde podremos encontrar lo mejor de Grazalema.

Dentro de esta salvaje orografía de roca caliza los pueblos blancos escalan laderas de montañas y salpican con su tipismo el paisaje. Grazalema con sus calles empedradas y su arquitectura, pulcramente conservada da nombre al Parque. Como todos los denominados pueblos blancos, es de origen árabe, su particular sello son las casas señoriales de fachadas apalastradas o con sillares de piedra y blasones encima de las puertas de madera, claveteadas en bronce, cierros repujados y tejas coloradas en sus tejados. Más humildes, pequeños y coquetos son Villaluenga, Montejaque, Zahara o Benaocaz. Algunos morada también de bandoleros del XIX, como el mítico José María Hinojosa “El Tempranillo”, y por supuesto, todos rodeados de montañas y un paisaje sorprendente en las casi 52.000 hectáreas de auténtico pulmón natural, que ocupa el extremo occidental de las Sierras Subbéticas. Su flora y fauna de gran valor está presente por todos lados y las posibilidades deportivas se extienden más allá del senderismo con descenso de barranco, parapente, espeleología -es uno de los lugares clave de Andalucía- y la escalada deportiva y clásica.

Las montañas del Sur

Publicidad

Garganta Verde

Garganta Verde es un cañón labrado por el río Bocaleones en cuyos farallones calcáreos se asienta una de la mayores colonias de buitres leonados de Andalucía. Para iniciar la ruta hay que atravesar una cerca por la vereda del pico Cambroneras. Pasado el pozo del Retauralejo se llega al puerto de Los Portillos, donde se conservan los restos de unas antiguas pocilgas que nos marcan el inicio del descenso al cañón. El paisaje cambia bruscamente, la roca aparece cubierta de una densa capa de árboles y arbustos que logran sobrevivir en las numerosas grietas de la caliza. Veremos buitres volando sobre nuestras cabezas, planeando bajo nosotros a lo largo de la garganta o posados en los numerosos riscos de las Cambroneras. La vereda sigue bajando por lugares aparentemente inaccesibles. Al pasar por debajo de una cornisa, que casi cubre el camino, viene un descenso acusado de unos 200 m (hay escalones en la roca para facilitar el camino).

El arroyo del Pinar es estacional y se seca a los pocos días de cesar las lluvias. Al final de la garganta, el río vuelve a bramar en unos manantiales permanentes, a partir de aquí recibe el nombre de río Bocaleones. Continuando unos 200 m cauce abajo para acceder a la cavidad de la Ermita, llamada también ermita de la Garganta. Su nombre no se debe a ninguna construcción religiosa sino a su majestuosidad, que semeja la bóveda de un gran templo. Todo entre paredes verticales, que al mirar hacia arriba parecen tocarse. Los tonos verdes y rosados de su techo y paredes contribuyen a realzar la irrealidad del lugar.

Desde aquí se puede seguir por el cauce hasta las huertas de Bocaleones, por donde se sube por una pista hasta Zahara, pero el trayecto se convierte en un descenso de barranco (fácil para esta disciplina, pero son necesarias cuerdas para salvar los desniveles y ganas de mojarse en las pozas). Si sólo hemos venido a andar, el regreso hasta el puerto de los Acebuches, es por donde vinimos.

Distancia: 5 kilómetros (ida y vuelta)
Desnivel: 260 m
Tiempo: 4 horas ida y vuelta
Punto de inicio: Puerto de los Acebuches, en el km 12 de la carretera de Zahara de la Sierra a Grazalema.
Observación: Zona de reserva del Parque Natural. Se requiere autorización. Existe un cupo máximo diario. De enero a junio es obligatorio ir acompañado de un guía. En esta ruta no se permiten los animales de compañía.

Garganta Verde

Publicidad

El Pinsapar

Este camino que comunicaba Grazalema con Benamahoma fue aprovechado para trasportar nieve de la cumbre del pico San Cristóbal que se mantenía desde el invierno en unas pozas que aún se conservan , con destino a Doñana, por encargo del duque de Medina Sidonia.

La senda comienza tras la valla de madera del aparcamiento a una altitud de 1.000 m con una ascensión moderada por un pinar de repoblación, haciendo zig-zag hasta llegar al Puerto de las Cumbres y con vistas variadas al pueblo de Grazalema en primer término y Ronda y sus sierras en el horizonte. A partir de aquí, comienza un suave descenso por una senda amplia y bien definida, donde abunda la aluaga, los endrinos y los arces. Poco a poco y después de una curva nos introducimos en el bosque de pinsapos. El Pico de San Cristóbal y El Torreón forman la muralla bajo la que discurrimos. Los pinsapos aparecen primero dispersos o formando bosquetes, hasta llegar a formar el tupido y denso bosque de pinsapos. El sendero seguirá descendiendo de forma más acentuada, hasta llegar al Puerto del Pinar (992 m), lugar donde el pinsapar se abre y se puede contemplar toda la masa forestal en conjunto. Desde aquí podemos volver por el mismo camino o coger la pista que nos baja hasta la localidad de Benamahoma, bordeando las casqueras que dan cobijo al buitre leonado. Este tramo lo rodea un típico bosque mediterráneo de quejigos, encinas y algarrobos.

Distancia: 12 km
Desnivel: 637 m
Tiempo: 5 horas
Dificultad: Media
Época recomendada: Primavera, verano, otoño, invierno.
Observaciones: Se necesita permiso del Parque Natural, en el Centro de Visitantes del Parque Natural Sierra de Grazalema, situado en la localidad de El Bosque. La autorización la podemos obtener en el momento. Si queremos hacer la ruta en fin de semana, puentes o vacaciones, es recomendable solicitar el permiso con suficiente antelación. Tel.956 727 029. En esta ruta no se permiten los animales de compañía.
Punto de Partida: Km 17 de la Ctra. Grazalema - Zahara de la Sierra. Explanada aparcamiento en el lado izquierdo de la carretera.

El Pinsapar

Publicidad

El Torreón

El Torreón es la cumbre más alta de la Sierra del Pinar y se convierte con sus 1.654 m en el techo de la provincia de Cádiz. Hoyar su cima en un día despejado es garantía para distinguir hacia el sur la costa gaditana e incluso las primeras estribaciones del Atlas marroquí al otro lado del Estrecho. En sentido norte la vista alcanza hasta ver las cumbres blancas de Sierra Nevada. La cara más agreste del Torreón es la norte, por donde se encuentra el Pinsapar, pero el ascenso se hace desde la cara sur algo más amable para el senderismo. La senda bien marcada por el paso parte junto a un cartel que indica las limitaciones de paso en meses por peligro de incendio. Prácticamente desde el comienzo de la senda la subida por la ladera sur es continua y con un desnivel progresivo que no deja mucho respiro. Durante el primer tramo, la vegetación es abundante, incluso a veces el camino discurre bajo ella, con algunos quejigos e incluso pinsapos aislados, pero a medida que ascendemos se pasa a una zona de arbustos y espartos más agreste. Un poco más alto, tras un llano en el que se distingue la silueta del Torreón, se pueden observar ejemplares de la Planta de los Ballesteros, unas florecillas amarillas de las que se extraía un veneno utilizado para impregnar las puntas de las flechas. La senda desciende unos metros para enfilar la parte más pronunciada de zetas por la que en su parte final se encajona algo entre piedras hasta dar con la zona de cumbre, una especia de arista cimera de roca caliza gris que viene desde el pico San Cristobal y sigue por el este hasta donde la verticalidad se impone. El Pinsapar queda por toda la ladera de la cara norte.

Distancia: 6 km (ida y vuelta)
Desnivel: 783 m
Tiempo: 4 h
Dificultad: Media
Época recomendada: Primavera, otoño, invierno.
Observaciones: Requiere autorización del Centro de visitantes El Bosque Tel.956 709 733
Punto de partida: El sendero parte desde la carretera Benamahoma-Grazalema. Existe una explanada-aparcamiento junto al km 40.

El Torreón

Publicidad

Salto del Cabrero

La ruta empieza por un amplio carril que se transforma más adelante, tras cruzar una primera cancela, en un camino empedrado. Éste baja y cruza el arroyo Pajaruco (con caudal tras lluvias) para afrontar las primeras rampas que alcanzan la planicie de la finca Don Fernando, escoltada por grandes farallones salpicados de cantiles, hogar de una colonia de buitres leonados. Más adelante pasaremos por una calera con un panel informativo, y algo más arriba por el Puerto de Don Fernando (886 m), que tras su planicie da paso al descenso del sendero y a atisbar uno de los vértices que forman El Salto del Cabrero, una curiosa falla de unos 80 m de altura y unos 50 de anchura con la leyenda de que fue saltada por un cabrero. Esta especie de gigantesca U es una de las fotos más atractivas de Grazalema, acompañada de los vistosos atardeceres que se disfrutan desde el Puerto del Boyar (final de la ruta). El sendero marcado por el paso y algunos carteles ocasionales se asoma más adelante al primer mirador de esta singular falla y discurre después por una colina salpicada de grandes encinas y roca caliza por la falda de la Sierra del Endrinal (el tramo con menos indicaciones). Más adelante encontraremos una casa en ruinas rodeada de amplias corraletas. Unos metros más adelante topamos con un muro de piedra que cruzamos y bruscamente iniciamos el descenso. Es el momento de torcer a la izquierda, subir unos cien metros y encontrar el segundo mirador, esta vez con la perspectiva contraria. El sendero que resta hasta concluir la ruta es ya todo subida, pasando por un cortijo con numerosas cancelas por el abundante ganado caprino. La senda pasa a ser carril de acceso al cortijo y desemboca en el aparcamiento del Pto. del Boyar.

Distancia: 8,57 km
Desnivel: 139 m
Tiempo: 5 horas
Dificultad: Media (por orientación)
Época recomendada: Primavera, otoño, invierno.
Punto de Partida: En Benaocaz dirigirse a la plaza de San Antón (primera entrada del pueblo). Hay un mirador nuevo y un pequeño aparcamiento con un panel informativo de la ruta.
Punto de llegada: Puerto del Boyar a 5 km de Grazalema.

Salto del Cabrero

Publicidad

Crestería Sierra del Caillo

El pueblo más alto de Cádiz ofrece una de las cresterías más interesantes de las montañas de Grazalema. En Villaluenga, subiendo por la calle empedrada hacia la plaza de toros se toma a la derecha el Camino Real de la Manga, un sendero ancho habilitado recientemente que nos llevara paralelos a la carretera hasta el área recreativa de la Covezuela(2 km) Antes de llegar tomaremos un sendero que nos permite subir por un encajonamiento muy llamativo denominado Sierra Peralta, y que por lógica es la única manera de acceder a las estribaciones de la Sierra del Caillo, toda la suerte de picos que tenemos por encima nuestra. Los Navazos es la finca que da nombre a la zona de praderas libres de piedras -navas- que tenemos por debajo. El sendero discurre por la primera nava, hacia la izquierda, dirección Benaocaz, donde tras pasar una angarilla, dejaremos a la derecha el sendero que va hacia casa Fardela. Continuamos entre la casa del Cao y las paredes del Navazo Hondo. El camino sube hacia la segunda nava- Navazo Alto-y por una vereda llegaremos a la cresta de la sierra del Caillo, que nos depositará en la Cima del Caillo y su vértice geodésico a 1.395 m. Un absoluto mundo de roca caliza gris lo domina todo. Hacia el suroeste en el perfil del tajo se ve la cima del Cintillo que completa la travesía de esta bonita crestería. Al fondo se divisa Ubrique y a la derecha Benaocaz. La bajada con pronunciadas zetas sale hacia la manga de Villaluenga, un estrecho pasillo denominado geológicamente poljé. Se alcanza Villaluenga en la zona opuesta por la que comenzamos la ruta, llegando a una Ermita, comunicada al pueblo por un sendero empedrado.

Distancia: 13 km (ruta circular)
Desnivel: 700 m
Tiempo: 6,30 horas
Dificultad: Media (por orientación).
Punto de partida: Villaluenga del Rosario. Aparcamiento junto a la carretera A-2302.

Crestería Sierra del Caillo

Publicidad

Grazalema-Charca Verde

La ruta se inicia desde el aparcamiento del camping Tajo Rodillo, bajo la mole de La Sierrecilla o Peñón Grande que durante el primer ascenso iremos dejando a nuestra derecha. El primer tramo es un ascenso hasta llegar al Pozo de las Presillas, donde iremos dirección sur por las Albarradas hasta la Casa del Dornajo (ruinas). A la izquierda se alzan las cumbres gemelas del Reloj y Simancón. Desde el Dornajo tomaremos dirección Este, realizando una subida hasta alcanzar Los Navazuelos, desde cuya cumbre rocosa se contemplan unas vistas magníficas. Continuando hacia el Este llegamos a Charca Verde, una laguneta a las faldas del Reloj. Girando hacia el norte -dirección Grazalema- el perfil se torna suave con un entorno kárstico muy característico de estas montañas: el Cancho de la Berenjuela. A nuestra derecha se disfruta de una panorámica de la Sierra del Libar, que arranca de la parte malagueña del Parque de Grazalema. Algo más adelante nos adentramos en un pinar que a su término nos presenta una bifurcación de senderos. Hacia la derecha regresamos hasta la base del Peñón Grande por donde iniciamos el recorrido.

Distancia: 13,67 km (circular)
Desnivel: 724 m
Tiempo: 5 horas
Dificultad: Media
Altura mínima: 906,66 m
Altura máxima: 1.341,67 m
Desnivel acumulado: 531,77 m
Observación: Sin Señalizar
Época recomendada: Primavera, otoño, invierno.

Grazalema-Charca Verde

Publicidad

Río Majaceite

Es el más sencillo dentro de los senderos destacados del Parque. Recorre la ribera del río Majaceite, también conocido por río El Bosque, de gran valor paisajístico en la zona y con especies propias de los ecosistemas de bosque de ribera. Es un camino sencillo y agradable que alcanza su momento álgido tras periodos de lluvias, por la abundancia de aga en los saltos y pequeñas cascadas. Si se realiza en el sentido propuesto el camino es de bajada suave hasta la población de El Bosque, caminando por una vereda paralela al río con pequeñas pozas y antiguas construcciones de molinos. Una vez en El Bosque se puede viistar la piscifactoría y el jardín botánico El Castillejo, donde se puede admirar y conocer la gran variedad botánica de la Sierra de Grazalema.

Tiempo: 1 - 2 horas
Dificultad: baja
Desnivel: 50 m
Punto de Partida: Localidad de Benamahoma. Primera entrada desde El Bosque. Aparcamiento junto depuradora de aguas.

Río Majaceite

Publicidad

Guía práctica

ACCESOS: Desde la A92, hay que tomar la salida de la N342 (Campillos-Jerez) y poco antes de llegar a Algodonales, tras pasar un túnel, tomar el desvío a Ronda por la N-342. Dos carreteras conectan Grazalema, ambas con curvas. La más directa es la A-372, para salir a la A2302, dirección Villaluenga- Benaocaz o Grazalema. Desde el sur por Jerez o Arcos de la Frontera, la A373 accede a El Bosque y Ubrique. Existen dos empresas de autobuses que unen la sierra con Sevilla, Ronda y Cádiz: Los Amarillos (954 41 52 01) y Comes (954 41 68 58, 956 22 78 11). Para las rutas no circulares se puede concretar recogida con el único taxi de la zona (Grazalema: 617 315 765). Hay otros en Ubrique y Zahara (puntos alejados)

EQUIPO: La Sierra de Grazalema es un punto al que acuden buena cantidad de tormentas y es un lugar en el que las temperaturas son bajas en invierno, llegando a nevar en alguna ocasión puntual, lo que determina el material a llevar. No se caracteriza por cambios bruscos de tiempo, pero conviene ir bien equipados y con mapa acompañado de brújula o GPS, sobre todo si se van a afrontar recorridos no balizados. Últimamente se hanseñalizado algunas rutas con carteles de orientación, pero no hay excesivos postes indicativos de ruta, ni marcas de pinturas señalizando los caminos.

DÓNDE DORMIR: Está totalmente prohibido acampar dentro de los límites del Parque. El único camping es el Tajo Rodillo, 3ª, en Grazalema.En lo referente a hostales, hoteles y casas de alquiler la oferta es muy amplia. Casas rurales (central 956 13 22 25 y www.ruraltour.com; )en Grazalema Casa Chorrito (659 49 28 90); Casa D. Claudio y Casa La Adelfa (956 337 727, 659 120 513); en Benamahoma Casa Las Huertas (956 070 100 ). Cerca de Benaocaz puedes quedarte en unas cabañas, que imitan a las construcciones originales de los pobladores primitivos de la zona www.loschozos.com.

CARTOGRAFÍA: Editorial Alpina “Sierra de Grazalema Parque Natural”. 1:25.000

Guía práctica

Publicidad
Te recomendamos

Ecuestre e Ifema Madrid Horse Week te ofrecen la oportunidad de asistir a la Copa del...

Euskadi te espera. Pero, ¿cuál, de entre sus diferentes caras, es tu favorita? No es ...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

Los nuevos modelos de Nathan, marca especialista en productos para la hidratación de ...

La elección de Pau Capell, líder actual del Ultra Trail World Tour, a la hora de corr...

Más de 600 km de litoral mediterráneo son un gran reclamo para los amantes del buceo ...