#ProZarautz: territorio surfero

Os contamos los entresijos de todo un campeonato de surf como el Pro Zarautz. ¿Os venís con nostros?
#ProZarautz: territorio surfero
FOTOS: Edu Bartolome / Poullenot

El surf es un coñazo. O por lo menos, ser espectador de un campeonato lo es: rondas y rondas; mangas y mangas de competición mirando cuatro puntos en el mar haciendo los mismos movimientos… Agotador. Pero si permaneces atento y entiendes lo que está ocurriendo dentro y fuera del agua, puedes ver destellos de un gran espectáculo deportivo. Os lo aseguro.

A falta de unos días para una nueva experiencia “Costa Rica te Oxigena” en las olas de Zarautz, donde disfrutaremos del mar y del surf con un profesor de lujo como Aritz Aranburu, os contamos los entresijos de todo un campeonato como el Pro Zarautz.

El sonido del oleaje me despierta. Casi me sobresalta. Estoy en la localidad guipuzcoana de Zarautz, a escasos metros de la playa. De camino a la zona del Campeonato paseo junto a casas señoriales y palacetes de época que conviven con bloques de apartamentos con tablas de surf y neoprenos secándose en sus terrazas. Un grupo de niños corre hacia la orilla con sus tablas. Para ellos, el surf es algo natural. Lo pueden ver, tocar, escuchar e incluso oler. Saben quién es Mick Fanning o, por supuesto, Kelly Slater. En pocos metros paso frente a varias tiendas y escuelas de surf. Está claro que recorro una localidad con una potente escena, cimentada sobre una larga tradición en una de las zonas pioneras del surf en España. Ya en la playa, veo al portugués Miguel Blanco destrozar la cresta de una poderosa ola de metro y medio.

Si permaneces atento y entiendes lo que está ocurriendo dentro y fuera del agua, puedes ver destellos de un gran espectáculo deportivo

La organización

“Unimos turismo y deporte”, me dice Edu Cutino, representante de World Surf League (WSL) en España, la liga de surfing profesional que decide cada año a los Campeones del Mundo. “El surfing es cada vez más utilizado como herramienta de promoción turística, y nosotros aprovechamos la fuerza de la marca WSL para la promoción”. El Pro Zarautz es un campeonato QS 1.500 de la liga clasificatoria Qualifying Series. La cifra indica la cantidad de puntos que se ganan para el ranking. Las letras que es un evento clasificatorio: los surfistas con más puntos al final del circuito se ganan el derecho a competir el año siguiente en el Circuito Championship Tour (CT), la gran liga: un exclusivo club donde se baten los 34 mejores hombres y 17 mujeres del mundo, y en el que hasta el momento sólo ha participado un español: el zarauztarra Aritz Aramburu.

#ProZarautz: territorio surfero

Aritz Aranburu

“Para los aficionados, que se celebre en esta playa les permite surfear el mismo escenario que los competidores. Como promoción de un lugar como destino de surf, es perfecto”, me dice Edu. Pero como ocurre en la montaña, uno de los factores que más influyen en el éxito o fracaso de una competición lo marca una circunstancia que se escapa del control de la organización: las condiciones del mar y el oleaje. “Se buscan las mejores fechas con las mejores condiciones por estadística, pero puede pasar que no haya olas”, me señala Edu, como pasó en Mundaka en varias ocasiones antes del salir del selecto circuito CT. Para cubrirse un poco las espaldas un QS suele ser de cinco o seis días, teniendo en cuenta que puede haber días malos, aunque luego es un grupo de jueces, cuerpo técnico y surfistas el que tiene voz para decidir cuándo se dan las mejores condiciones y momentos para la competición. En la prueba trabajan medio centenar de personas, y acuden surfistas proveniente de todo el globo: Isla Reunión, Israel, Polinesia, Perú, Australia… 137 surfistas de 21 nacionalidades distintas, representantes de una cultura global que hoy día parece admitir pocas diferenciaciones estéticas más allá de las particularidades de sus rasgos y costumbres. “Hay dinero de por medio ¡no es una pachanga!”, me dice Edu. El premio de diez mil dólares lo corrobora, y la inscripción de doscientos dólares lo certifica. Curiosamente, la inscripción de las chicas cuesta menos, ya que está subvencionada para facilitar que haya más participantes. Y no sólo eso: el organismo de Turismo de Zarautz es el que ha exigido (y aportado el dinero) para que el premio sea igual para ambos géneros. Es uno de los pocos campeonatos que lo hacen. ¿Es justa esa igualdad?

El ProZarautz es uno de los pocos campeonatos de surf con premios similares para hombres y mujeres. ¿Es justa esa igualdad?

El cuerpo técnico

“El pueblo es especial, se nota que la gente sabe de surfing”, me dice Rob Gunning, un australiano de mirada tranquila que fue primero juez en el Circuito hasta que en 2010 comenzó sus tareas como Tour manager de WSL Europa. “Hay más público que en otros eventos”, continúa Rob. “Recuerdo en el 2011 cuando Aritz entró al agua y el pueblo entero vino a verlo.” Lo que es evidente es que la escena vasca siempre ha sido muy potente, incluso a nivel mundial. “Han sabido gestionar muy bien su cantera, tienen buenas olas, afición…” continúa Rob, ”es un conjunto, pero la Federación tienen que hacer un buen trabajo de escuelas, eventos, campeonatos…”. En el caso de la prueba de Zarautz, que celebró su primera edición hace treinta años y llegó a ser de la máxima categoría, ha sido habitual ver a los mejores del mundo batirse en su playa. “Donde hay un campeonato grande, suele salir un campeón…”, me dice Rob, “y Aritz ya competía aquí cuando era un chaval.”

#ProZarautz: territorio surfero

Rob Gunning

Un numeroso grupo de surferos se arremolina en otros picos, ajenos al campeonato, sin duda mucho más atentos y preocupados por sus propias olas que las de los demás...”Para los chavales, estar en el agua con los mejores del mundo, en muchos casos sus ídolos, es algo incomparable. De hecho no pasa en otros deportes: tú no puedes compartir pista de tenis con Nadal.” Aquí, te puedes cruzar con la surfista australiana ganadora de la anterior prueba del calendario a la entrada del restaurante de Karlos Arguiñano, insigne anfitrión de la prueba, desde cuyo restaurante se disfrutan las mejores vistas (y los mejores pintxos) del campeonato. Y como en todo deporte, ver a profesionales practicarlo engaña… ¡hasta parece fácil! Pero sólo remar contracorriente el tramo que ellos salvan en cuestión de segundos puede llevarnos media hora a los novatos, y eso si llegamos al pico... ¡y no digamos luego surfear de esa manera!

Publicidad

Locals first

La segunda jornada el mar se ha calmado, pero la calidad de los fondos de la playa de Zarautz permite que veamos múltiples picos y variados, bonitas olas a la espera de que la marea baje y se den las a priori mejores condiciones del spot. Grupos de adolescentes se pasean tan atentas a los movimientos de los surfistas en la orilla como a los vídeos musicales en sus móviles. Me encuentro a pie de playa con Juanjo Fernández, un sevillano de 25 años que a pesar de su edad ya lleva una década compitiendo: “Todas las playas tienen su rollo, y los locales siempre tienen algo de ventaja: los fondos cambian, ven las olas todos los días, saben cómo funcionan los picos, las corrientes, el potencial de cada ola… Por eso siempre antes de cada campeonato intentas venir unos días antes a aclimatarte con el spot. Además, Zarautz es un sitio mítico: de aquí han salido muchos y muy buenos surfistas ¡se aprende mucho!” Precisamente, a escasos metro un nutrido grupo de novatos aprende a ponerse de pie en las olas orilleras. Expertos y novatos en el mismo spot, en el que se distingue al fondo la localidad de Guetaria, de donde partió Juan Sebastian Elcano para dar la vuelta al mundo en barco, y de donde a la tarde veo partir un nutrido grupo de barcos pesqueros rumbo al horizonte.

#ProZarautz: territorio surfero

Garazi Sánchez

Los jueces

“Hacer los trucos más difíciles en la parte más difícil de una ola”. Mikel Zalakain, juez internacional y actualmente jefe de jueces de WSL Europa, me concreta en una frase los criterios de puntuación en el surfing. “Básicamente es lo que los jueces buscamos y lo que de alguna manera empujamos a que los surferos hagan”. Curiosamente, ya tuve oportunidad de hablar con él en el 2010 durante el QS Cold Water Classic Tasmania en Australia. “Hay una percepción general de que las puntuaciones en surfing son muy subjetivas.”, me apunta. “Pero realmente no lo son tanto. Tiene una parte de interpretación que es personal, que no es como el tenis en el que la bola entró o no entró, sino más quizás como la gimnasia rítmica. Valoramos unos aspectos especificados en un criterio de juzgamiento que hacen énfasis en diferentes partes como la velocidad, la potencia, la técnica, la variedad, las maniobras progresivas…” ¿Hay hueco para el estilo? “Queda fuera del criterio porque es un aspecto muy subjetivo. Al final lo que procuramos es eliminar al surfer de la tabla y ver lo que la tabla en sí hace: valorar la calidad de cada maniobra”. Mikel, que además ejerce de juez en Campeonatos infantiles, me hace reír cuando me comenta “a veces me resulta más difícil juzgar a los críos que a los profesionales”.

#ProZarautz: territorio surfero

#Mikel Zalakain

Diviso cuatro surferos en el agua, cada uno con una licra de distinto color. Pasan dos a siguiente ronda: los que consigan mejor puntuación (la más alta y la más baja de cada juez se elimina y se hace una media de las tres del medio). El crono corre, y desde megafonía se canta a los competidores en liza el tiempo restante, la posición que ocupan y la puntuación que necesitan para pasar a la siguiente ronda. “Aunque a veces no se escucha nada desde el agua”, me dice la canaria Marcela Machado, “oyes ecos… porque además estás concentrada en otras cosas”.

El mar bombea olas y los contendientes luchan por primero escoger la mejor ola, y segundo surfearla mejor que los demás. El tipo de olas beneficia a unos u otros, aunque los mejores surferos de competición son aquellos que lo hacen bien en cualquier condición. “¡La prioridad ha cambiado!” avisan desde megafonía. El sistema de prioridades en el agua funciona como un sistema de turnos. La gran diferencia, es que si remas una ola y la pierdes, pierdes la prioridad, lo que evita amagos para que tu contrincante no pille la ola… “Es un sistema de caballeros”, me dice Rob, “que evita marcajes”. Sin el sistema de prioridades se producían lizas menos limpias, que incluso hacía posible que perdiesen competidores que estaban surfeando mejor. “Ha supuesto un cambio radical”, remata Rob, “que produce menos interferencias y da menos problemas a los jueces, con el resultado de un surfing de competición con resultados más justos”.

#ProZarautz: territorio surfero

#ProZarautz: territorio surfero

Termina la ronda en la que Aritz Aranburu, héroe local, participaba, y se espera con emoción su puntuación para saber si se clasifica para la siguiente manga… A veces es cuestión de décimas, y su última ola, a falta de quince segundos para el final, ha sido definitiva ¡por los pelos! ¿Hay hueco para la polémica? Le pregunto a Mikel “Por supuesto que sí, pero ni más ni menos que en cualquier otro deporte”. Mientras, en el chat de la retransmisión en directo se discute sobre si Zarautz es España o Euskadi, sobre donde se inventaron los Nuggets de pollo y un exaltado no para de desear que se extinga nuestra raza… internet es así.

Publicidad

Los surfers

Abordamos a pie de playa a toda una ex Campeona del mundo, la peruana Sofia Mulanovich que, aunque retirada de la competición hace años, está en Zarautz tratando de hacer puntos para representar a Perú en los Juegos Panamericanos. Acaba de caer eliminada en segunda ronda frente a la francesa Pauline Ado, y no parece el mejor momento para hablar con ella, aunque se muestra contenta de haber vuelto a competir en Europa. “Es la primera vez que vengo a Zarautz, y la verdad que es hermoso.” ¿Qué te parece que sea una competición que por primera vez haya igualado los premios entre hombres y mujeres? “¡No lo sabía! Pero ahora que lo sé me da más rabia haber perdido”.

#ProZarautz: territorio surfero

Sofia Mulanovich

Muy cerca, la francesa Pauline posa con su tabla en la que se distingue una pegatina de una famosa marca de cosméticos junto con las de marcas surf, símbolo de la carrera paralela como modelos que muchas hacen mientras están en la élite de competición. Pero una buena puntuación no se consigue con un cutis más terso o unos glúteos más firmes. Y justo por megafonía anuncian que la vizcaína Garazi Sánchez acaba de conseguir la nota más alta del campeonato hasta el momento: 9,23. Al poco de cambiarse me acerco a ella y disparo ¿cuál es el factor más determinante para hacer una puntuación como esta? Sus ojos marrones claros no esquivan mi mirada, y con un discurso muy claro me contesta: “Yo creo que como en todos los deportes es la confianza y lo que consigas controlar tu cabeza. Casi todos surfeamos mejor por libre que en competición, y cuanto más cerca esté ese nivel uno del otro pues más a gusto estás y más capaz eres de hacer buenas puntuaciones”. ¿Y qué opinas sobre la iniciativa de igualar premios de chicas y chicos? “Creo que es una iniciativa de los últimos años que nos está llevando a un debate sobre si lo merecemos o no, y en mi opinión va más allá. Cuando yo empecé tenía que competir con chicos porque no había categoría femenina y a día de hoy hay mogollón de crías en el agua. Se trata de fomentar el deporte, que las mujeres también podamos vivir de esto… Creo que es una buena iniciativa que no hace daño a nadie.” Las voces críticas aducen que no es justo premiar a las chicas que –al ser menos- tienen que batirse en menos rondas y mangas que los chicos. Garazi llegaría a la final después de seis rondas, mientras que el francés Jorgann Couzine-ganador de la prueba- lo hizo después de ocho. Mientras, un grupo de bailarinas ligeras de ropa entretienen al público con exóticos bailes de ultramar.

A veces me resulta más difícil juzgar a los críos que a los profesionales.

El Club

Elisabet Berazagui fue una de las fundadoras de la Escuela de Surf de Zarautz, que puede presumir de haber sido la primera de España. Además, fue de las primeras socias del Club de Surf de la localidad, abierto a finales de los años noventa en colaboración con el Ayuntamiento. “Ha evolucionado mucho, antes era mucho más caótico”, me dice. Lo cierto es que me sorprendo al ver los cuidados vestuarios con olor a salitre, arena en el suelo y en los que reposan tablas de surf y neoprenos, y animados grupos de jóvenes, y no tan jóvenes, comparten sensaciones de su último baño. En el pasillo, cual pasillo de la fama lucen fotos en blanco y negro de ilustres surfistas que han salido del club: Hodei Collazo, Axi Muniain, Aritz Aranburu… “Este era bueno sin necesidad de entrenador”, me dice de Aritz Aranburu, al que justo nos encontramos en la terraza frente al skatepark a los pies del club. “Del club hay que ser”, me dice Aritz. ¿Los campeonatos crean afición? Les pregunto: “Los campeonatos no dan afición, ¡la afición ya está!”, me contesta Elisabet. “Pero sin duda es uno de los factores de que haya tanta cantera”, puntualiza Aritz. “A mí me marcó mucho ver a profesionales en mi playa. En esa época no había internet, y te enterabas de los resultados de los campeonatos meses después…” Por Zarautz han pasado muchos de los más grandes surfistas de todos los tiempos, como Tom Carroll, Sunny Garcia, los hermanos Bruce y Andy Irons… ¿Algún recuerdo especial? “Sí, en el 95 recuerdo perfectamente que hubo olas muy grandes, y Taj Burrow ganó aquí cuando tenía 17 años… una victoria que le clasificó para la primera división”.

#ProZarautz: territorio surfero

Un jovencísimo Aritz junto a Taj Burrow

Un par de críos se cruza con nosotros camino del vestuario “viene buena cantera”, me dice Elisabet. Lo cierto es que el Club hoy en día tiene más de 200 socios de todas las edades, incluso familias enteras. De hecho, no hay sitio para más. Vuelvo a la zona técnica a despedirme de mis anfitriones durante estos días. El mar parece descansar y el oleaje se relaja justo cuando la competición sube de nivel. Una pausa forzada en la competición que Rob aprovecha para ponerse el traje y entrar al agua a surfear “Al fin y al cabo, ¡también se trata de esto!”

Más información: Toda la información del Circuito WSL así como retransmisiones en directo a través de la web y la APP de World Surf League

Publicidad
Colaboración: Fco. Javier González
LOS MEJORES VÍDEOS
También te puede interesar

Surfing, cultura y mucho más

Te recomendamos

Mountain bike en el Cap de Creus, kayak en el río Ter y submarinismo en Roses para de...

Si aún tienes la idea de que la Costa Brava es un destino tradicional de playa y sol,...

La guía con las 30 etapas para hacer a pie, pero también en bici o si te apetece eleg...

Así es el nuevo Original Multifunctional Headwear de BUFF®, un tubular fabricado a pa...

Un reto con el que soñamos todos los amantes de la aventura y naturaleza: cruzar los ...

Así son las Merrell Antora, os contamos al detalle cómo son las primeras zapatillas d...