Sergi Unanue, cruzando Europa en una bici de bambú

El periodista completa una travesía de más de 7.000 kilómetros para concienciar al público sobre la importancia de proteger la naturaleza y actuar ante el cambio climático

https://youtu.be/6tmUSuDeLAQ

El periodista de viajes y aventuras, Sergi Unanue, ha llegado este jueves 14 de octubre al punto más septentrional de la Europa continental, Cabo Norte (Noruega), finalizando así una expedición que ha durado 142 días y 7.094 km. El 25 de mayo comenzó a pedalear con una bicicleta de bambú desde Punta de Tarifa, el rincón más meridional del continente. Con este hito, se ha convertido en la primera persona en realizar este recorrido en un vehículo de estas características. El objetivo de la expedición ha sido concienciar sobre los efectos del cambio climático y promover maneras de moverse más sostenibles. ¡Pero no solo esto! El objetivo de este extraordinario viaje ha sido la activación de la comunidad Outdoor Sentinels de Lafuma, apasionados de los viajes, las aventuras y las actividades en la naturaleza que quieren compartir sus aventuras y sensibilizar sobre la necesidad de proteger el medio ambiente.

De hecho, las evidencias de la emergencia climàtica, juntamente con el deseo de estimular a la población sobre la importància del respecto del medio ambiente - el patio de juego de todas nuestras aventuras - han sido los grandes protagonistas de la travesía. El itinerario se tuvo que modificar en su paso por Francia, Bélgica, Alemania y Luxemburgo por culpa de las fuertes inundaciones en las cuales murieron 242 personas, un desastre natural sin precedentes en la región. Pocos días después, se registraban temperaturas récord en todo el continente, e incluso en Groenlandia llovería por primera vez desde el inicio de los registros. El calentamiento global se ha hecho patente en todo el recorrido. También por Noruega, donde la nieve y el frío han llegado muy tarde.

Durante estos más de 4 meses, Sergi se ha tenido que enfrentar a todo tipo de obstáculos: vientos de más de 100 kilómetros por hora, lluvias torrenciales, hielo, inundaciones, deshidrataciones, problemas mecánicos, de salud e, incluso, un encuentro con jabalíes a medianoche. Y todo ello, cargando las alforjas con el material de acampada que le ha permitido pernoctar en prácticamente cualquier lugar y, también, con todo lo necesario para trabajar. De hecho, Unanue ha tenido que combinar la bicicleta con su trabajo como creador de contenido y periodista, trabajando entre 30 y 40 horas semanales. Todo un ejemplo del fenómeno de los nómadas digitales, que permite a personas de todo el mundo trabajar remotamente siempre y cuando tengan acceso a electricidad e internet.

Desde las frías noches acampando a -5 grados bajo un espectáculo natural único en el mundo como son las auroras boreales, hasta los 40 grados de la bochornosa Andalucía, la expedición ha transitado por todo tipo de climas y paisajes. Playas de arena blanca, lagos glaciares,campos de flores, los húmedos bosques alemanes o cascadas en fiordos en el círculo polar ártico. Se trata de una aventura planificada durante la pandemia y especialmente pensada para realizarse durante este periodo histórico. A diferencia de otras expediciones de Unanue, ésta ha hecho hincapié en la naturaleza que Europa tiene para ofrecer, a menudo escondida tras lamgran oferta cultural del continente.

Antes de la llegada del coronavirus, el periodista había estado explorando Asia durante casi dos años, un periodo durante el cual protagonizó varias expediciones que causaron un gran interés. Entre ellas, la que lo convirtió, junto con Dani Benedicto, en el más joven del mundo en cruzar el Himalaya a pie sin asistencia, tras recorrer más de 1.700 km en 99 días por los caminos más altos y peligrosos del planeta. También compró caballos en Mongolia para adentrarse en la estepa mongola y aprender más de las familias nómadas; fue caminando desde el sur de Vietnam hasta Tailandia, cruzando Camboya entera sólo a pie; y recorrió los rincones más desconocidos de Vietnam en motocicleta, entre otros.

Como siempre, ha compartido su día a día a través de las redes sociales bajo el nombre de Los Viajes de Walliver, sobre todo en Youtube, Twitch e Instagram. En poco más de un año ha acumulado más de 100.000 seguidores que no se quieren perder las aventuras que le sucedenpor todo el planeta. La serie documental de esta aventura se está publicando semanalmente en el canal de Youtube en forma de capítulos. También se publicará una experiencia inmersiva única en 360 grados como no se ha visto nunca en ninguna plataforma.

Sin título 2
 
La bicicleta de bambú

El bambú es un material sostenible y fuerte que se puede utilizar en la construcción de bicicletas, herramientas del campo e incluso puentes y edificios. Esta planta tan útil es considerada por muchos la materia prima del futuro. Comparado con los materiales convencionales que se utilizan para fabricar bicis, el bambú es tan ligero como el aluminio, tan rígido como el acero y una alternativa mucho más sostenible. El bambú ofrece unas características naturales que promueven la durabilidad del producto. Además, el bambú absorbe dióxido de carbono (CO2) y libera un 35% más de oxígeno en la atmósfera que la mayoría de árboles. Sin embargo, con la tecnología actual es imposible hacer una bicicleta completamente de bambú, por lo que algunas partes, como los pedales, la cadena o los frenos, están hechos con otros materiales. Según los expertos, la ventaja de la bicicleta de bambú es que "puede absorber vibraciones y choques, como botes en el camino, convirtiéndolas en
vehículos muy cómodos para recorrer largas distancias". Aunque normalmente se vincula esta planta con Asia, lo cierto es que el bambú se puede encontrar en prácticamente todo el continente americano y en África, debido a la gran cantidad de humedad que hay en estas regiones. En los últimos años, el bambú ha ido cogiendo mucha importancia en cuanto a la construcción de productos sostenibles. Se trata de una planta con un crecimiento muy rápido y, por supuesto, que se renueva de manera natural. En la cultura china, el bambú simboliza la longevidad gracias a su durabilidad, flexibilidad y resiliencia. De hecho, "Sé como el bambú" es un dicho popular que invita a los humanos a tener las mismas virtudes que la planta para tener una vida larga, feliz, saludable y próspera.

Para hacer que este proyecto sea una realidad, Sergi Unanue ha colaborado con la empresa portuguesa bambu bicycles. Sus creadores son dos hermanos: Tiago y Joana Saavedra. Su objetivo es inspirar viajes épicos y experiencias únicas que promuevan el bienestar y la movilidad sostenible. Cada bicicleta es una obra de arte única construida a mano en el pequeño taller del hermano menor. Cuando los dos coincidieron en China, él se enamoró del bambú. Ambos decidieron entonces que querían crear diseños que fueran tan respetuosos como fuera posible con el planeta, limitando el uso de otros materiales más contaminantes.

Recuerdan un proverbio japonés con frecuencia: "El bambú que se dobla es más fuerte que el roble que resiste". Actualmente hay más de 1.645 especies de bambú y algunas son capaces
de adaptarse a los climas más fríos. El bambú también puede sustituir la madera convencional en muchos casos. Papel, entarimados, muebles, carbón, materiales para edificios y mucho más. Además, las fibras del bambú son mucho más fuertes que otras fibras.

Sergi Unanue con su bici de bambú

Relacionado

Sergi Unanue cruzará Europa de Tarifa a Cabo Norte en una bicicleta de bambú

Los mejores vídeos