100 preguntas y respuestas del Camino de Santiago: Mitos, historias y símbolos

Descubre todas las curiosidades que rodean al Camino de Santiago.
Juanjo Alonso -
100 preguntas y respuestas del Camino de Santiago: Mitos, historias y símbolos
100 preguntas y respuestas del Camino de Santiago: Mitos, historias y símbolos

26. ¿Cuándo surgió el Camino de Santiago?

Carlomagno murió en el año 814, un año después de la aparición de los restos del apóstol Santiago en la costa gallega, y el mundo cristiano comenzó un imparable proceso de desintegración. El occidente de Europa cayó bajo el dominio de la nobleza feudal y no cesaban las invasiones y saqueos de los pueblos normandos, eslavos y mongoles. Las guerras intestinas entre los señores feudales destruían los campos y devastaban las poblaciones, dejando a su paso plagas, hambre y epidemias.

Era necesario un acontecimiento para levantar de nuevo el ánimo y la fe de un territorio barrido por la miseria económica y espiritual. Al mismo tiempo, en la lejana costa de Galicia, cerca del temido finis terrae, un eremita llamado Pelayo comunicó al obispo Teodomiro el descubrimiento de unos acontecimientos extraños en un monte cercano llamado Libredón. El entorno de la colina se cubría de estrellas fulgurantes mientras se escuchaban voces angelicales. La exploración del lugar dejó al descubierto las ruinas de una capilla y un sepulcro con los restos del apóstol Santiago y sus discípulos.

La noticia llegó a la corte del rey leonés Alfonso II el Casto y viajó con su cortejo real desde Oviedo al lugar del descubrimiento por el trazado del actual Camino Primitivo, considerándose la primera peregrinación jacobea de la historia. El monarca ordenó levantar una ermita en honor del santo, declaró a Santiago patrón del reino y el cristianismo ya tenía un mito por quien luchar y un lugar sagrado para venerarle en la capilla de Santiago de Compostela, que significa “campo de estrellas” (campus estellae) o “cementerio” (compositum), según algunas fuentes.

27. ¿Dónde comienza el Camino de Santiago?

La tradición medieval indica que la peregrinación jacobea a la tumba del apóstol Santiago comienza en la residencia particular y cada uno debe recorrer su propio camino hasta la ciudad gallega. En la Edad Media pocas personas tenían la posibilidad de usar transportes públicos para volver a casa después de visitar la catedral compostelana y realizaban el mismo camino de vuelta, sufriendo de nuevo los avatares y consecuencias de un viaje por tierras desconocidas.

En la actualidad hay lugares emblemáticos en el inicio de cada ruta jacobea. Roncesvalles en el Camino Francés, el puerto de Somport en el Aragonés, la catedral de Oviedo en el Primitivo y el puente de Santiago en el Camino del Norte, marcan el inicio de los cuatro itinerarios más importantes del Camino de Santiago.   

28. ¿Por qué todo el mundo lleva una concha?

La concha o vieira tiene un valor especial en la cultura jacobea, es un vínculo sagrado con el mar y los acontecimientos que tuvieron lugar en la costa gallega durante la aparición de los restos del apóstol Santiago. La concha jacobea es un amuleto obligado para creyentes, ateos, senderistas, cicloturistas y viajeros de cualquier condición.

29. ¿Por qué todos los peregrinos van a la catedral de Santiago?

La catedral de Santiago conserva los restos del apóstol, concentra plenamente el mito jacobeo y alberga el Pórtico de la Gloria, la obra escultórica más valiosa del románico en el Camino de Santiago, construida por el maestro Mateo en el lenguaje mágico de las piedras mediante la expresión artística de los evangelistas, profetas, músicos, artesanos, dioses y demonios que aparecen en el panteón de piedra.

Los peregrinos llegan a la plaza del Obradoiro ilusionados y dispuestos a cumplir los ritos jacobeos, suben la escalinata de la catedral compostelana, contemplan fascinados el Pórtico de la Gloria y pasean por la sala sagrada hasta la cámara del sepulcro para dar el abrazo a la imagen del apóstol y visitar la Puerta Santa, un umbral de piedras labradas que se abre únicamente en Año Santo Jacobeo, cuando el 25 de julio, festividad de Santiago Apóstol, es domingo.

30. ¿Cuántos “caminos” van a Santiago?

El viejo dicho de que “todos los caminos llevan a Roma” también se puede aplicar a la catedral de Santiago. Las peregrinaciones compostelanas comenzaron en el s. IX y durante más de mil años han viajado a la ciudad gallega gentes desde todos los rincones de Europa. El mito jacobeo revolucionó el quebrado mundo cristiano del fatídico año mil y el fervor de las peregrinaciones a Jerusalén y Roma se desvió hacia la costa de Galicia.

Los romeros se alejaban de la seguridad de sus tierras para afrontar una travesía arriesgada e imprevisible. Sin apenas información se internaban en territorios lejanos y desconocidos, habitados por pueblos que hablaban lenguas extrañas y manejaban monedas, leyes y costumbres diferentes animados por las historias de otros peregrinos, amparados por las escasas fundaciones hospitalarias y los monasterios encargados de difundir la ruta jacobea.

En mil años de peregrinaciones se puede asegurar que todas las calzadas medievales, vías pecuarias o caminos históricos que forman el entramado actual de rutas comerciales o turísticas han visto pasar viajeros jacobeos. Las flechas amarillas y los carteles del Camino de Santiago, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en el año 1993, surgen cada año en nuevos territorios, nuevos caminos y visitan nuevas poblaciones. El mito jacobeo continúa creciendo y de momento no hay límite para cerrar el número de “caminos” que se dirigen al santuario gallego.

Publicidad

31. ¿Es verdad que las mejores iglesias románicas están en el Camino de Santiago?

El Camino de Santiago es un espléndido conjunto de templos románicos y expresiones artísticas que durante siglos han servido de guía e inspiración a los viajeros jacobeos. Mientras que las inestables fronteras meridionales con al-Andalus estaban envueltas en la confusión política provocada por la amenaza integrista almorávide y las guerras entre los reinos de taifas, el resto de Europa asistía al florecimiento de un renacimiento arquitectónico y artístico que construyó y ordenó el entramado urbano de villas, poblaciones y enclaves rurales.

A partir del siglo XI y hasta finales del XII se levantaron fortalezas, castillos, murallas, iglesias, ermitas y puentes que transformaron la vida cotidiana de unos núcleos de población estancados desde la decadencia del imperio romano. La protección de las ciudades era fundamental para asegurar y defender el territorio y consolidar las grandes rutas comerciales, como el Camino de Santiago, que cambiaron progresivamente el abatido ambiente del occidente europeo en los primeros lances históricos de la Baja Edad Media.

32. ¿Por qué es tan valioso el románico del Camino de Santiago?

El monje borgoñón Raoul Glaber estableció el nacimiento “oficial” del románico en el año 1003, cuando Europa estaba asolada por las consecuencias de varias sequías y diluvios que llevaron a los pueblos a padecer atroces épocas de hambre, aunque sin duda la génesis del arte que reconstruyó la sociedad medieval del siglo XI comenzó varias décadas antes, cuando en multitud de poblaciones de Italia y la Galia aparecieron iglesias y ermitas levantadas con un afán innovador de embellecer y conferir vistosidad a los edificios, instalando esbeltas torres que evocaban a la divinidad y decorando las construcciones con un universo de imágenes que representaban símbolos inalcanzables para el hombre, expresiones místicas y trascendentes.

Los nuevos santuarios cristianos debían llevar a la admiración y causar gozo y asombro a los fieles mediante una iconografía que representaba la belleza creadora de Dios, el ser supremo que otorgó al ser humano el poder de crear arte y la posibilidad de trasmitir ideas y conocimientos mediante la arquitectura, la escultura, la pintura y la literatura.

Los monasterios, las basílicas, los santuarios y las parroquias debían el patrimonio de sus obras a la nobleza y los magnates de la época, quienes aseguraban la redención de sus pecados y la salvación del alma patrocinando las obras de canteros, pintores y arquitectos.

Las manifestaciones artísticas del mundo románico, además de la aristocracia y el clero, tenían por destinatario al pueblo llano, al labriego escasamente cultivado que vivía inmerso en un ambiente rural temeroso de Dios y encontraba en las obras románicas las escenas familiares de su vida cotidiana, los ciclos de las cosechas, las tradiciones y las creencias espirituales. En el románico del Camino de Santiago está escrita la vida popular del campesino rural y refleja una etapa decisiva en la historia de los pueblos cristianos de la Edad Media.

33. ¿Por qué es tan famosa la Cruz de Ferro?

La mítica Cruz de Ferro es un humilde altar de piedras en una desolada colina de los Montes de León, coronada con un poste de madera y una pequeña cruz metálica. En Galicia y en otros pueblos del norte peninsular los milladoiros eran los humilladeros donde los peregrinos se arrodillaban a dar gracias, implorar, rendir culto o arrojar piedras sobre la tumba de algún peregrino fallecido durante el viaje.

La curiosa pirámide de piedras de la Cruz de Ferro está en uno de los pasos de montaña más duros del Camino Francés. En la Edad Media era una travesía arriesgada y peligrosa, expuesta al ataque de las fieras salvajes y los bandidos, y posiblemente sea un antiguo monumento funerario. El temido paso de la Cruz de Ferro es una de las grandes victorias simbólicas de la ruta jacobea. Cerca de las piedras sagradas se encuentra un albergue de peregrinos atendido por uno de los personajes más entrañables del Camino Francés.

34. ¿Tiene algún significado especial la flecha amarilla?

El Camino de Santiago es una ruta creada por el caminante jacobeo. En cada pueblo, prado, montaña o bosque hay huellas eternas e imborrables del paso de miles de peregrinos. Es una ruta viva y universal. En la Edad Media no existían las flechas amarillas. Los peregrinos se guiaban por las linternas de las iglesias, los cruceiros, las referencias de otros peregrinos y las indicaciones de los habitantes locales. La flecha amarilla es el gran símbolo del Camino de Santiago actual. Cualquier persona de cualquier parte del mundo que haya recorrido cualquier ruta jacobea sentirá la “llamada” del Camino de Santiago cuando tenga delante una flecha amarilla.

35. ¿El Camino de Santiago es un viaje gastronómico?

Las diferentes rutas de los “caminos” de Santiago recorren prácticamente todas las regiones españolas y ofrecen la posibilidad de conocer los valores turísticos, ambientales, artísticos y tradicionales de cada una de las comarcas. Un aliciente interesante del viaje compostelano es conocer la cocina tradicional de Navarra, Galicia, el Bierzo, La Rioja, Extremadura, el País Vasco, la Alcarria y el resto de territorios peninsulares.

Publicidad
Te recomendamos

Ecuestre e Ifema Madrid Horse Week te ofrecen la oportunidad de asistir a la Copa del...

Euskadi te espera. Pero, ¿cuál, de entre sus diferentes caras, es tu favorita? No es ...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

Los nuevos modelos de Nathan, marca especialista en productos para la hidratación de ...

La elección de Pau Capell, líder actual del Ultra Trail World Tour, a la hora de corr...

Más de 600 km de litoral mediterráneo son un gran reclamo para los amantes del buceo ...