Cristina Nuñez, primera mujer que "vuela" desde la cumbre del Eiger

Redacción Oxígeno -
Cristina Nuñez, primera mujer que "vuela" desde la cumbre del Eiger
Cristina Nuñez, primera mujer que "vuela" desde la cumbre del Eiger


Los pasados 20 y 21 de agosto un equipo de cuatro montañeros de murcia y cataluña lograban uno de esos hitos que permanecen en las páginas de una montaña mítica como el Eiger.  Alejandro Ortuño Buzó, Marcelo Martínez Calero, Cristina Nuñez de Arenas y Albert Crusat, en una expedición conjunta impulsada por Adrenaline Paragliders lograban hacer cima en la vertiginosa montaña (3.970 m) para despegar desde allí y volar hasta el pueblo suizo de Grindewald, lo que los convierte en los primeros españoles que lo logran y, en el caso de Cristina, en la primera fémina del mundo que rubrica dicho reto.



La ascension se realizó por la Arista Mittellegi haciendo cumbre el dia 21 de agosto a las 5,30 de la tarde. Fué una larga escalada por una arista de roca y nieve teniendo que superar glaciares, espolones calcareos y afiladas crestas de nieve y hielo . El primer día realizaron una travesía glaciar y una escalada en roca hasta el Refugio Mittellegi, situado en la mismisima arista a 3.350 m de altitud. El segundo día consto de una larga ascension en roca, terreno mixto y nieve que despues de 12 horas nos condujo a la cima de "el Ogro".

El despegue en parapente se efectuó desde la misma cumbre hacia la cara norte, siendo un despegue muy técnico y arriesgado. El vuelo nos permitió sobrevolar toda la cara norte y la arista Mittellegi y despues de 45 minuto s aterrizar con exito en Grindelwald.

Te recomendamos

¡Dynafit busca trailhéroes y embajadores para su marca! ¿Te gustaría ser candidato? ¡...

Probamos las nuevas ASICS Gel Fuji Trabuco 7 y te contamos cómo rueda el modelo estre...

Junto a Patrick Seiwald, el tirolés inaugura un rutón de mixto con dificultades de M9...

Así es la Forge S GTX, la primera bota de trekking del mundo con horma personalizable...

Salewa Get Vertical Skimo Base Camp...

Hacia las vertiginosas laderas del Eiger...