Esquiar en el Himalaya ¿por qué?

Hablamos con Kilian Jornet y Jordi Tosas sobre himalayismo y esquí
Fco. Javier González -
Esquiar en el Himalaya ¿por qué?
FOTO: Seb Montaz

Con motivo del artículo sobre el histórico descenso con esquís del K2 del montañero polaco Andrzej Bargiel en el Especial Esquí de Montaña de este mes, Kilian Jornet y Jordi Tosas nos dan valiosos apuntes sobre himalayismo y esquí. ¿Quién mejor que ellos?

Esquiar en el Himalaya ¿por qué?

KILIAN JORNET: Bueno, esquiar es interesante en cualquier lugar que haya nieve, y en el Himalaya atraen los grandes desniveles y grandes montañas, grandes líneas y la dificultad de la altura.

JORDI TOSAS: Una actividad en sí misma es una peregrinación. Un viaje sobre una geografía física y humana y un viaje interior, a tus más íntimas profundidades. Cuando al viaje le sumas la investigación y el descubrimiento de nuevas montañas, le sumas la incertidumbre de no saber cómo son los descensos, la falta de información... En definitiva la aventura… aparece ese magnetismo de estas cordilleras. Si hay mucha gente es que nos equivocamos de camino y descenso.

¿Qué dificultades logísticas supone una expedición de esquí en el Himalaya? ¿Hay diferencias remarcables con una de himalayismo “normal”?

KJ: Son unos 5kg mas de equipaje (esquís, botas, pieles...) pero esto no cambia mucho, solo un poco más engorroso si hay que portear. O al tener que andar con botas de esquí y no alpinismo estas pueden ser más frías, pero solo hay que encontrar la buena talla.

JT: Depende siempre de a dónde has decidido ir. Pero la única diferencia que yo encuentro es que además de todo el equipo llevas unos esquís y calzas botas de esquí.

En el Himalaya atraen los grandes desniveles y grandes montañas, grandes líneas y la dificultad de la altura.

¿Cuáles son las dificultades técnicas más significativas?

KJ: Las mismas que en cualquier otro lugar bajando, solo hay que pensar en ir más despacio y que hay que parar a recuperar más a menudo. Y que hay que estar bien aclimatado para ir concentrado y preciso, sin el mareo que da la altura. Otra cosa es que hay que portear los esquís a la subida, esto puede ser una ventaja en una montaña fácil o poco inclinada con mucha nieve o un peso extra en otras. También puede ser una ventaja depende del periodo (invierno u otoño) en aproximaciones.

JT: Sobre todo la peligrosidad de la nieve. Nunca es de buenas condiciones. Va del hielo a las grandes placas de viento. O puedes llegar a esquiar en invierno con más de un metro de cristales gruesos bajo la nieve reciente. Si a esto le sumamos la altura que afecta a nuestro cerebro podemos hacernos una buena idea del juego. Como siempre es un juego de gestión y aprovechar el mejor momento si la meteo nos deja. Cada época del Himalaya es propicia para ciertas alturas. Desde los valles en invierno hasta los más altos picos en el postmonzon.

En cuanto al material de esquí ¿cuáles son las necesidades específicas?

KJ: Esquís igual, fijaciones igual. Botas más grandes de talla para tener un botín más grueso y espacio para los dedos a moverse. Y prever quizá un overboot.

JT: Si los cargas tú y escalas en alpino, la ligereza con muchas prestaciones en nieves duras. Si te los cargan puedes llevar lo que quieras. Yo siempre utilizo esquís duros y muy reactivos que no pasen del kilo de peso. Las botas es muy importante protegerlas con cubre botas para el frio.

Una de las grandes dificultades técnicas es, sobre todo, la peligrosidad de la nieve. Nunca es de buenas condiciones.

¿Cuáles han sido para vosotros las actividades más significativas de esquí en el Himalaya? ¿Por qué?

KJ: Fitz Stamberger por pionero en altura (su intento en el Cho Oyu y cuando murió en Tirich Mir, lo mismo de Yves Morin. Saudan en el G2, por el primer descenso integral desde una cima. Karnikar y Kammerlander en el Everest, por pioneros, abriendo caminos; las de Marco Siffredi por su visión de pendiente y buscar líneas atractivas. No vías normales. Y pocos más como Troillet (Hornbein) Alex Lowe y Co (s. Sisha) Jean Noel Urban, Seb sainte Marie han buscado la línea más que la cima. Y este año sin duda el descenso de Andrzej al K2, por dificultad y altura. http://www.canalsnowboard.com/la-historia-de-marco-siffredi/

JT: Hans Kammerlander hizo muy buenos descensos por encima de los ocho mil. Con una filosofía muy clara de alpinismo con esquís. Marco Siffredi sin duda marcó el snowboard extremo en esta cordillera, aunque siempre utilizara el estilo pesado clásico. Lucca Pandolfi con su snowboard ha intentado líneas mágicas como el Laila Peak en estilo alpino muy puro. Lowe nos marcó plenamente cuando intento el descenso de la cara sur de Shishapagma: uno de los más bellos descensos del mundo sin lugar a dudas.

Esquiar en el Himalaya ¿por qué?

Kilian Jornet en el Denali

¿Cómo valoráis el reciente descenso de Andrzej Bargiel en el K2? ¿Y la del Lhotse también reciente?

KJ: Son dos grandes descensos. Andrzej en el K2 hizo un gran descenso, técnico, con distintas orientaciones y tramos complicados, integral e hizo la subida (y descenso sin oxígeno), y le llevó años de intentos y preparación con lo que demuestra la perseverancia y dificultad. El corredor del Lhotse era un gran descenso, bemol en ser con oxígeno, pero al igual que Marco Siffredi (o muchos descensos pioneros en Chamonix en los 70 y 80 con subidas en heli) el reto era el descenso y no la globalidad de la actividad.

JT: Grandes líneas que habíamos y habían intentado y por fin se han descendido. En el K2 habíamos descendido por la vía Cessen pero no desde la cima. El que estuvo más cerca fue Kammerlander. ¡Líneas que motivan!

¿Cuál es el próximo gran reto pendiente de esquí en el Himalaya?

KJ: Para las próximas generaciones, líneas empinadas en gran altura, sur del Shisha, Hornbein o japoneses en Everest… parte derecha de la sur del Annapurna, otras líneas en K2, sur del Cho Oyu, británica a la se del Nuptse... buscar cada vez líneas mas atractivas y técnicas. Y /o hacerlo subiendo en estilo alpino.

JT: Todos, este año he podido descender varias palas y corredores en seis miles vírgenes que son verdaderos sueños. En la sur del Annapurna Sur hicimos verdadero esquí extremo a casi siete mil. Y cuando descendimos la sur del Shishapagma en invierno saliendo y volviendo a Katmandú nos dimos cuenta que el esqui en Himalaya esta todo por descubrir. Cada uno tiene su Everest preparado.

Esquiar en el Himalaya ¿por qué?

Especial Esquí de Montaña 2018

Los números de diciembre de las revistas Oxígeno y Trail Run con el Especial Esquí de Montaña 2018 de regalo ya están disponibles por 4,50 € en quioscos y puntos de venta habituales y en la web de suscripciones de Motorpress Ibérica.

También te puede interesar

Un nuevo documental para la lista de novedades montañeras del otoño.

Te recomendamos

La marca española TwoNav presenta su nueva generación de dispositivos GPS enfocados a...

Con mejoras en el upper pero manteniendo su tradicional personalidad de rodadora...

Hacia las vertiginosas laderas del Eiger...

Los nuevos modelos de Nathan, marca especialista en productos para la hidratación de ...

La elección de Pau Capell, líder actual del Ultra Trail World Tour, a la hora de corr...