"Marejada Fuerza 6", al rescate del pasado

Relato de primera mano de una brutal ascensión al Naranjo de Bulnes.
Hermanos Pou -
"Marejada Fuerza 6", al rescate del pasado
"Marejada Fuerza 6", al rescate del pasado

- ¿Cómo lo ves Neus? ¿Te animarías con el proyecto? – Le pregunta Iker a la escaladora mallorquina poniendo encima de la mesa todos sus dotes de persuasión.
- No lo se… Es una oportunidad, pero son mis vacaciones, estaba pensando en algo mucho más tranquilo…–contesta esta profesora de primaria, gran escaladora, en estos momentos una de las mejores de la isla incluyendo a los chicos– y buena amiga nuestra.

Neus Colom es una apasionada de la enseñanza: le encanta su trabajo. A pesar de su talento como escaladora –que es mucho y grande– quiere que la escalada siga siendo un hobby para ella; además como buena mallorquina es discreta y no le gusta llamar la atención. Eso como cualidad colectiva, en el plano personal, habría que sumar que es humilde, así que es normal que se lo pensase un poco antes de embarcarse en esta aventura.

Pero lo cierto es que casi no le quedo otro remedio. Un fuerte golpe en las costillas que me di mientras entrenaba con la MTB, uno de los días de descanso entre subida y subida al Picu, hizo que hubiera que buscar refuerzos. Durante unos días Neus, e incluso una de las jornadas David Reinoso, se afanaron en echarnos una mano para que el verano no se nos escapase de las manos, mientras yo me iba recuperando.

¿POR QUÉ “MAREJADA FUERZA 6”?
Pero volvamos atrás, porque antes de todo esto hubo que decidir que el proyecto de este verano se realizaría en nuestro querido Picu Urriellu, esa mole calcárea que para nosotros es una de las montañas mas bonitas del mundo, y que mucha gente conoce como Naranjo de Bulnes.

- Tenemos que pensar en algo novedoso y creativo para este verano- me dice mi hermano mientras en una cafetería de Las Vegas hacemos tiempo para coger el avión que nos traiga de vuelta a casa.
- Si, es verdad, pero va a ver que estrujarse la cabeza- le contesto yo mientras empiezo a darle vueltas al molinillo-. ¿Abrir o escalar en libre por primera vez alguna ruta antigua?- Al fin y al cabo suelen ser los dos parámetros en los que nos solemos mover los Pou.
- La verdad es que no lo se…- Me dice pensativo a pesar de que intuyo que ya tiene algo en la cabeza- ¿Por qué no volvemos al Naranjo? Ya han pasado siete años desde que abriésemos “Orbayu”.
- No es mala idea. No, no es mala idea- respondo mientras rumio para mis adentros-. Pero tendría que ser algo grande, ya que con “Orbayu” pusimos el listón muy alto- le contesto mientras le doy un sorbo a mi Chai Latte tailandés.
- Creo que podría ser “Marejada”; uno de los Cano la repitió en artificial hace 4 años junto a Iñaki Casillas y me dijo que creía que se podría escalar en libre. El problema es la exposición: es un A4 en artificial y las caídas pueden resultar muy peligrosas- me dice Iker sin disimular su cara de preocupación.
- ¿¿Tiene solo una repetición en 31 años??- contesto incrédulo.
- Si esta considerada una de las vías mas peligrosas y difíciles del Picu. El tramo de A4 debe de ser mas peligroso que difícil de escalar, y en caso de caída – que nadie lo quiera- debes dar a plomo después de muchos metros en el aire con un repisón, que mucho me temo, no te dejaría ningún hueso sano… Además de este tramo tiene varios graduados de A3.
- Vamos que la vía es una autentica “joyita”, ¿¡no!?- le digo con el miedo metido en el cuerpo. Por cierto, ¿de quien es la apertura?
- De Manolo González y José Manuel de la Fuente. No son escaladores especialmente famosos, pero esta claro que los tenían cuadrados. Ya sabes en aquellos tiempos se escalaba mucho: El material era peor, tenían menos tiempo, entrenaban poco porque no se llevaba, pero valientes eran un rato largo- me dice Iker, a lo que a mi sólo me queda asentir con la cabeza.
- ¿Cómo lo ves? ¿Vamos a por ella?- me interroga, a estas alturas ya con media sonrisa asomándole por la comisura de los labios.
- Me acojona un poco, pero porque no, al fin y al cabo es el Picu y el reto esta a la altura de esos que nos ponen los pelos de punta. ¡Ya nos toca volver con un gran proyecto a esta montaña!- le contesto decidido a mi hermano pequeño con la inconsciencia que da estar en la terraza de un Starbucks de Las Vegas a kilómetros de distancia del objetivo.

UN POCO DE HISTORIA
Así es como pocos meses después de nuestro viaje a USA, donde entre otras, escalamos a vista algunas rutas tan buenas como “Moonlight Butress” 5.12+/300 m (obra maestra del genial alpinista americano Jeff Lowe y considerada una de las mejores rutas de escalada de Estados Unidos), “Silverback” 5.12+/300 m, y “Equinox” 5.12c, nos embarcamos en nuestra novena ruta importante en el Naranjo, porque no hay que olvidar, que aunque nuestro nuevo reto era difícil y peligroso, nuestra experiencia previa en esta montaña también era grande como atestiguan las 8 rutas anteriores: Primera escalada en libre y en el día de “El Pilar del Cantábrico” 8 a+/500 m en 1.997 (Antiguo A3), la primera escalada en libre de “Zunbeltz” 8b+/500 m en el 2.003 (Antiguo A4. El primer ascenso en libre esta aun sin repetir. Tres días suspendidos de las hamacas), la primera escalada en libre y en el día de “Quinto Imperio” 8b/500 m en el 2.006, la apertura y primera escalada en libre y en el día de “Lurgorri” 8c+/250 m también en el 2.006, la apertura y primera en libre y en el día de “Orbayu” 8c+/500 m- hoy por hoy una de las vías mas famosas y mas perseguidas del mundo- en el 2.009, la primera en libre y avista de “Gorilas en la Roca” 7b+/200 m en el 2.011, la primera a vista de “El Norte Oculto” 7c+/500 m en el 2.014, y, la primera a vista de “La Reina Fortuna” 7b/200 m en el 2016.

COMENZAMOS CON LA FAENA
Discurrieron los primeros días del verano ganándole metros a la pared, probando los largos en libre, y pasando bastante miedo. Una escalada como la que hicieron Manolo y Manuel, con una graduación de A4, para los que no entendáis de que va esto, básicamente supone dos cosas: hay muy pocos anclajes a los que asegurarse y los que hay, después de 31 años, están destrozados.

Rápidamente nos damos cuenta de que la clave, como en casi todas las vías de la Cara Oeste, va a estar en la parte inicial. Aquí se concentrarán los largos más difíciles para libre. Los agarres son pequeños, la pared tira para atrás, y la gravedad amenaza en todo momento con lanzarte al vacío. Para que os hagáis una idea: Una persona que rapelase de los primeros 200 metros de escalada saldría a 30 metros del inicio de la vía. Por eso este tramo es conocido como el “Desplome de la Bermeja”.

Para mediados de verano, en libre, pero haciendo trampas, o lo que es lo mismo: con pies de gato pero agarrando y descansando de los seguros que hemos encontrado o que hemos colocado, hemos solucionado la vía y sabemos a ciencia cierta que “Marejada Fuerza 6” se puede escalar en libre.
Como decía antes, de momento hemos tenido que utilizar múltiples artimañas, y nos hemos tenido que agarrar para progresar a todo lo que hemos podido, pero destacaría algo muy importante: ¡no se han utilizado estribos!

Otro punto a destacar es que como ya hemos hecho en cada una de nuestras grandes ascensiones anteriores, no hemos añadido ni un solo seguro a la vía original, de esta manera, aunque jugándonos mucho el tipo, el que quiera repetir la vía en artificial la encontrara con la misma dificultad que sus primeros ascensionistas.
Solo hemos hecho una variante para libre en el segundo largo (7c) en el que hemos emplazado un expansivo nuevo (si este largo original era A2, nuestra variante, lejos de la original, será A3) y en los dos últimos largos de “Marejada”, en vez de salir por la ruta original, lo hicimos por “Vivencias en Solitario”, de esta manera evitando expansionar para superar un muro liso.

Durante la primera repetición a cargo de Cano y Casillas se cambiaron 12 expansivos viejos por nuevos, a lo que habría que sumar otros dos que cambiamos nosotros, con lo que la ruta queda parcialmente restaurada.

- Bueno chicos ya lo tenemos, por lo menos ahora sabemos que la vía entera es escalable en libre- dice Neus con un punto de orgullo y satisfacción.
- Si, lo nuestro nos ha costado, pero ahora si que con pies de gato y bolsa de magnesio nos podemos afanar en intentar hacerla- contestamos también satisfechos nosotros.

El siguiente paso será ir encadenando en libre los largos por separado, y para nuestra alegría, uno a uno, todos, van saliendo.
¡Ya estamos preparados para el ataque final!

12 HORAS PARA LA PRIMERA ESCALADA EN LIBRE DE “MAREJADA FUERZA 6”
El intento definitivo lo realizamos con un precioso día de verano: Ni frio, ni calor, totalmente despejado y sin ninguna posibilidad de que nos atrape el Orbayu (La lluvia fina acompañada de niebla típica de esta zona). Son las 8:30 am y por encima de la cabeza tenemos los imponentes 500 m de la cara oeste del Picu.
El desplome en cordada de tres es un poco mas engorroso, pero en contra, el rato que hay que estar en las reuniones discurre mas entretenido charlando entre nosotros.

Van cayendo a la primera los primeros largos mas difíciles para el libre y después los más peligrosos. Todo va perfecto. El equipo que formamos los tres va entonado y muy motivado con lo que no es de extrañar que le vayamos ganando con rapidez metros a la pared. Para cuando nos enteramos hemos superado todas las dificultades importantes y estamos a la altura de la travesía de la Rabada- Navarro. Creo que descifrar el puzle para la escalada en libre ha sido tan duro las ultimas semanas que ahora mismo lo que sentimos es bienestar y disfrute.

Empalmamos con la Rabada-Navarro en Rocasolano, a partir de aquí conocemos muy bien el camino hasta la cumbre, no es la primera vez que escalamos esta clásica considerada por muchos la mas importante de nuestro país. Por algo los dos escaladores aragoneses que le dan nombre a la vía han sido una de las cordadas mas importantes que ha habido en España.

Vamos cansados pero contentos.

A las 20:30 alcanzamos el punto mas alto. El atardecer desde la cumbre es algo imposible de describir con palabras. La virgen de las Nieves también esta allí de testigo, como en cada una de nuestras ascensiones anteriores:
- Si, si, si, lo hemos conseguido- grita Iker eufórico mientras al mismo tiempo nos abrazamos los tres.
- Ha costado pero ha merecido la pena- le grito a Neus mientras le doy unas palmadas en el casco.
- Yo al menos, después de esto, voy a necesitar unas vacaciones, la isla me espera, con sus calas, las cervecitas con los amigos, mi sobrino…- nos dice Neus cansada pero radiante de felicidad.
- ¡Chicos lo hemos vuelto a conseguir, nos hemos reinventado en el Naranjo!- grito mientras pienso las alegrías que nos ha dado esta montaña, sin lugar a dudas la mas querida y la mas importante de nuestra carrera.

Hermanos Pou, Mallorca, septiembre del 2016.

Te recomendamos

Euskadi te espera. Pero, ¿cuál, de entre sus diferentes caras, es tu favorita? No es ...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

Los nuevos modelos de Nathan, marca especialista en productos para la hidratación de ...

La elección de Pau Capell, líder actual del Ultra Trail World Tour, a la hora de corr...

Más de 600 km de litoral mediterráneo son un gran reclamo para los amantes del buceo ...

Historia, gastronomía y muchos caminos rodeados de fértiles bosques donde disfrutar d...