Los últimos 200 kilómetros del Camino de Santiago en bici

Redacción Oxígeno -
Los últimos 200 kilómetros del Camino de Santiago en bici
Los últimos 200 kilómetros del Camino de Santiago en bici

La Compostela se entrega a quienes acreditan la distancia mínima mediante los sellos estampados en la credencial de peregrino y aseguran que han realizado el Camino de Santiago por motivos religiosos o espirituales. Aunque las personas que hacen la ruta jacobea por motivos deportivos, viajeros, turísticos, convivencia, artísticos o cualquier otra causa pueden obtener otro certificado de la peregrinación en la misma Oficina.

No es necesario recorrer al completo ninguna de las rutas que lleva hasta Santiago para obtener la Compostela pero sí necesaitarás acreditar al menos cien kilómetros a pie y doscientos en bici o cabalgadura. La Oficina del Peregrino está en la Rúa do Vilar 1, al lado de la catedral. En bici puedes conseguirlo completando estas tres etapas.

Publicidad

Ponferrada / Triacastela

Distancia: 73 km

Albergues: Cacabelos (km 16,6), Pieros (km 18,5), Villafranca del Bierzo (24,1), Pereje (29,3), Trabadelo (km 33,8), La Portela (km 37,8), Ambasmestas (km 39), Vega de Valcarce (km 40,6), Ruitelán (42,7), Las Herrerías (km 44,2), La Faba (km 47,6), O Cebreiro (km 52,5), Hospital de la Condesa (km 58,2), Alto do Pio (km 61), Fonfría (km 64,4), Fillobal (km 69,8) y Triacastela (km 73).

Ponferrada es una gran población leonesa en El Bierzo con buenas comunicaciones para iniciar un pequeño viaje cicloturista que facilite la posibilidad de obtener la Compostela. El tramo hasta Villafranca del Bierzo es cómodo y sirve para calentar bien las piernas antes de la subida al mítico O Cebreiro, la puerta de Galicia.

En la subida final, a partir del barrio de Hospital, el trazado ciclista asciende fuera del camino senderista y permite circular tranquilamente sin molestar el paso de los caminantes en este tramo decisivo, donde todos los peregrinos deben apurar las fuerzas. El Alto del Poio es el último escollo antes de llegar a la resbaladiza y peligrosa bajada de Triacastela. Los cicloturistas que son sean muy diestros con la bici en firmes de gran pendiente y pedregosos deben seguir la carretera hasta Triacastela.
 

Publicidad

Triacastela / Palas de Rei

Distancia: 65 km

Albergues: A Balsa (km 2,2), Calvor (13,1), Sarria (18,3), Vilei (km 22), Barbadelo (km 22,8), Morgade (km 30,3), Ferreiros (km 31,4), Mirallos (km 31,9), Mercadoiro (km 35,1), Vilachá (km 38,3), Portomarín (km 40,7), Gonzar (km 48,7), Hospital da Cruz (km 52,5), Ventas de Narón (km 54), Ligonde (km 57,3), Airexe (km 58,1), Portos (km 60,1), Lestedo (km 60,7) y Palas de Rei (km 65).

La etapa más sugerente, mágica y cautivadora, plagada de pequeñas aldeas paradas en el tiempo, túneles de árboles centenarios, corredoiras tradicionales construidas con losas de piedra que han visto pasar peregrinos desde que aparecieron los restos del Apóstol en el siglo IX y también con repechos muy duros para las bicicletas cargadas con alforjas. La libertad que ofrece viajar con la casa a cuestas tiene un precio.

El tramo más incómodo es la salida de Portomarín y algunas callejas muy rústicas que tienen las piedras del firme medio levantadas. De todas formas siempre es agradable seguir el itinerario principal del Camino de Santiago, marcado con los hitos de piedra que indican la distancia que falta hasta el Obradoiro y las flechas amarillas, aunque en algunos caminos no quede más remedio que caminar con la bici al lado.
 

Publicidad

Palas de Rei / Santiago de Compostela

Distancia: 67 km

Albergues: San Xulián (km 3,4), Pontecampaña (km 4,5), Casanova (km 5,7), Furelos (km 13), Melide (km 14,8), Boente (km 20,5), Castañeda (km 22,7), Ribadiso da Baixo (km 25,8), Arzúa (km 28,8), Salceda (km 39,9), Santa Irene (km 45,1), O Pedrouzo (km 47,9), Monte do Gozo (km 63,1) y Santiago de Compostela (km 67).

El territorio coruñés del Camino de Santiago es una sucesión interminable de pequeños valles y hondonadas agrícolas rodeadas de multitud de colinas, un territorio quebrado sin un kilómetro horizontal que forma un constante parque de atracciones de toboganes que impiden mantener un ritmo constante en la bicicleta.

Sin prisas y disfrutando de un encantador ambiente campesino van apareciendo poblaciones de notable interés monumental, artístico, histórico y social, como Melide, Arzúa y O Pedrouzo. Y al final de una larga recta el Monte do Gozo, la ermita de San Marcos y la ciudad de Santiago. En bicicleta todo parece tan cercano, o tal vez será la alegría de culminar la aventura viajera.
 

Publicidad
Te recomendamos

Ecuestre e Ifema Madrid Horse Week te ofrecen la oportunidad de asistir a la Copa del...

Hacia las vertiginosas laderas del Eiger...

Análisis con cifras y datos en busca de la hidratación perfecta para el corredor...

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

Los nuevos modelos de Nathan, marca especialista en productos para la hidratación de ...

La elección de Pau Capell, líder actual del Ultra Trail World Tour, a la hora de corr...