Foto noticia

Iñurrategi, Vallejo y Zabalza llegan a los Gasherbrums

16 junio 2017 | Redacción Oxígeno

El equipo formado por Alberto Iñurrategi, Juan Vallejo y Mikel Zabalza ya se encuentra en el campo base antes de lo previsto, tras emplear casi una semana de marcha con un tiempo, según afirman, “bastante revuelto”. Los tres montañeros, junto con el fotógrafo Arkaitz Saiz, ya están en el CB tras partir desde Loiu el pasado martes día 6 hacia Islamabad (Pakistán), vía Estambul, y desde allí volar después a Skardu (Baltistán). Cumplido el trekking de aproximación hasta el campo base, la expedición WOPeak 2017 ya piensa en su objetivo planteado en los Gasherbrum (en balti “montaña hermosa”), un conjunto de montañas situado en la zona noreste del Glaciar Baltoro, en la cordillera del Karakórum.

“Ahora es el momento de inspeccionar el glaciar y buscar el itinerario para llegar al C-1 entre el caos de bloques de hielo” sostienen desde el campo base. Tratarán ahora de realizar una adecuada aclimatación para acometer posteriormente, hacia mediados de julio, el reto de enlazar las cumbres del Gasherbrum, G-I (8.068 metros)  y el G-II (8.035 metros), de forma continuada por el collado que las une y sin descender al campo base. Emplearán el estilo alpino sin recurrir a las rutas alpinas habituales.

En este desafío les aguarda, dentro de menos de un mes, una travesía que estará al límite de sus posibilidades físicas. “Tenemos que realizar ahora una buena aclimatación y ver el tiempo en los días que serán decisivos. Esperamos que esta vez las condiciones de nieve nos acompañen. Esto último no está en nuestra mano, pero va a ser clave para que podamos intentar la travesía” estiman.

Iñurrategi, Zabalza y Vallejo ya están de nuevo al lado de los Gasherbrum, ascensión que no pudieron realizar el año pasado debido a las fuertes nevadas y difíciles condiciones de la montaña. Ahora, esperan tener más suerte en la expedición WOPeak 2017 a los Gasherbrum.

La octava etapa WOPeak, iniciativa impulsada por la Fundación Walk on Project -que financia la expedición-, y dirigida a la lucha contra las enfermedades neurodegenerativas y en la divulgación de estas patologías, ya escribe sus primeros capítulos. Hacer dos ochomiles sin bajar de los 6.500 metros les exigirá a Iñurrategi, Vallejo y Zabalza un esfuerzo físico muy grande con la duda de si serán capaces de conseguirlo.

 

¿Te ha gustado el artículo?

Suscríbete a Oxígeno

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Y tú qué bebes después de entrenar?

Los participantes en Test the Best 2017 prueban San Miguel 0,0 Isotónica después de u...

Cómo elegir el mejor frontal para la montaña

El frontal es imprescindible en tus salidas a la montaña...

Rehidratación a la vuelta de la montaña: opina el experto

La montaña relaja y es muy divertida, pero también desgasta....

Tenerife, destino sin límites

Tenerife es un destino turístico único durante todo el año...

Todo lo que necesitas saber para tus noches nómadas

Trucos, equipo y tendencias de la acampada actual....

También te puede interesar...

Alpinismo

Adam Bielecki, la continuidad de una revolución

22 septiembre 2017 | Jorge Jiménez Ríos

Alpinismo

Juan Diego Amador y David Pérez inauguran un seismil en el Himalaya

19 septiembre 2017 | Redacción Oxígeno

Alpinismo

Juan Pablo Mohr, ascensión invernal al Nevado Tres Cruces

18 septiembre 2017 | Redacción Oxígeno

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.